Comunicando en Igualdad Consultoría en Comunicación y Género
Home » Noticias » Las aseguradoras ya no podr?n justificar diferencias en las primas

Noticias

Las aseguradoras ya no podr?n justificar diferencias en las primas

Primas de seguro sin discriminación por razón de sexo
La Comisión Europea ha adoptado directrices para ayudar al sector de los seguros a aplicar políticas de precios independientes del sexo de las personas, después de que el Tribunal de Justicia de la Unión Europea dictaminara que las primas diferentes para hombres y mujeres constituyen discriminación por razón de sexo.

5/03/2012 

Tras celebrar consultas con los gobiernos nacionales, las aseguradoras y asociaciones de consumidores, las nuevas directrices de la Comisión responden a la necesidad de contar con orientaciones prácticas sobre las implicaciones de la sentencia que aspiran a beneficiar tanto a consumidores como a las compañías de seguros. Las directrices adoptadas aclaran que la sentencia se aplicará únicamente a los nuevos contratos celebrados a partir del 21 de diciembre de 2012.

El sexo es un factor determinante de la clasificación de, al menos, tres grandes categorías de productos: los seguros de automóviles, los de vida-seguros de rentas y los privados de enfermedad. En virtud de la sentencia, las aseguradoras ya no pueden utilizar el sexo como un factor determinante del riesgo para justificar las diferencias de las primas que paga cada individuo.

Antecedentes

La Directiva 2004/113/CE por la que se aplica el principio de igualdad de trato entre hombres y mujeres al acceso a bienes y servicios y su suministro, que se incluyó en el ordenamiento jurídico español a través de la Ley de Igualdad, establece una excepción que autoriza la diferenciación en apoyo a los datos estadísticos pertinentes y fiables que demuestren que el sexo sea un factor determinante del riesgo, previa autorización reglamentaria.

La sentencia del Tribunal de Justicia de la Unión Europea del 1 de marzo de 2011, declaró que la excepción establecida en el artículo 5.2 de la Directiva 2004/113 será inválida a partir del 21 de diciembre de 2012.

Esta sentencia tiene su origen en el asunto Tes-Achats, que fue remitido por el Tribunal Constitucional de Bélgica y que trataba la discriminación entre hombres y mujeres en materia de fijación de los precios de los seguros.
05/03/2012